La Narración según Cará Catá

Tags

,

Árbol-Negro-tapaEl Árbol Negro es una nueva experiencia colaborativa de narración.

En esta oportunidad, cuando decidimos que queríamos otra búsqueda de producción, ya éramos cuatro…

Éramos Cará CatáAlicia, Marcela y Carolina desde la palabra y Florencia desde la imagen.

Comenzamos con juegos, con lecturas, con búsquedas de ida y vuelta, con mucho material descartado, con propuestas olvidables con hilos a partir de los cuales podíamos hacer algo.

Trabajamos con lápices, con computadoras, con óleos, en simultaneidad.

Y a reescribir, y a retocar. De la imagen a la palabra, de la palabra al dibujo…

Tanta ida, tanta vuelta: ya no sabría decir qué palabra, que trazo, qué idea la dijo o pensó cada una…

Narrar colaborativamente significa confianza en el otro para proponer una palabra o dibujo… y absoluta honestidad para corregirla, o cambiarla… apropiarnos del lenguaje del otro, para pintar palabras o escribir colores.

Narrar para Cará Catá es la búsqueda tecnológica a la hora de producir en simultaneidad en presencia o a la distancia… y es también,  la búsqueda por resignificar viejas tradiciones pictóricas o narrativas.

¿Cuál es el límite del relato? el límite es esta búsqueda constante para explorar sus posibilidades.

Advertisements

¿Cómo. dónde y con quién aprendo?

AMBIENTE PERSONAL DE APRENDIZAJE

Es interesante reflexionar acerca de mi ambiente de aprendizaje… no sé si lo he hecho últimamente… sé que en mis épocas de estudiante universitaria tenía más o menos claro qué cosas me servían… no las supe el primer día que entré a la Facultad, todo lo contrario, hice muchos recorridos: estudié en grupo, leía yo, escuchaba mientras otros leían, hacía fichas, hacía esquemas, hacía resúmenes… para las últimas materias ya había descubierto que no era tan distinta que los perritos de Pavlov, yo podía condicionar mi atmósfera de estudio… escuchaba la misma música (Bill Evans) prendía una vela aromática, llenaba una jarra de agua, estudiaba sola, en mi casa y escribía unos resúmenes muy prolijos y bien redactados…

Un detalle… apenas algo de compu hacia el final… mucho libro y biblioteca, mucha máquina Olivetti para hacer las monografías….

Hoy vuelvo, después de algunos años a repensar qué me sirve para aprender, con quién de quién, en donde, hoy estas preguntas son un poco más existenciales y no aspiran a producir un efecto condicionado… aprendo inclusive a pesar mío… aprendemos porque, gracias a dios podemos.

Hoy mi ambiente de aprendizaje tiene un doble propósito, saber cómo aprendo ´para construir mi conocimiento y también tomar consciencia de que este es mi modo, pero que mis alumnos pueden tener otro modo de aprender y de construir aprendizaje.

Mientras TRALEO (transito y tejo redes de aprendizaje) sigo obedientemente los pasos del curso y me repito ” ¿Cuál es el mayor logro que obtuvo?” lograr … mejor diré garabateé un dibujito con muchas rayas… mi APA (aunque sea un garabato es todo un logro para mí

Sigo el cuestionario: ”

  • ¿Qué aprendió que no sabía antes?” Pensaba que el APA se limitaba a las herramientas tecnológicas… “

¿Qué lo sorprendió? redescubrir colegas en un rol de aprendizaje… “

  • ¿Qué dificultades encontró? el paso del tiempo ¿Cómo las superó? con un pañuelo en la mano ¿Algunas fueron insuperables? la lista de personas que fueron importante en mi historia de aprendizaje y que hoy ya no sé ni donde están… “

¿Qué oportunidades aparecen? ¿Podría usar algo de lo que aprendió con sus estudiantes, o en su vida profesional? sí, definitivamente sí mientras me maravillo que mientras escibo me aparecen vínculos hacoa Olivetti y Bill Evans… 

Trabajo Cooperativo

Tags

Quiero compartir una experiencia de trabajo cooperativo que disfruté de hacer, y  disfruté aún más al ver el resultado.

Esta experiencia comienza hace casi dos años, cuando con unas amigas  comenzamos el proceso de escritura. Era una tarde de lluvia, el bebé de una de ellas comenzó a llorar desconsoladamente y nada lo calmaba, quisimos distraerlo, hicimos morisquetas,juegos; pero nada!hasta que empezamos a cantarle inventando sonidos, rimas y juegos de palabras… ahí sí… ahí, primero nos miró sorprendido, luego se empezó a reír… ese  fue el comienzo del juego…  (tal vez sea el momento de aclarar que a ellas las conozco hace ya muchos años y que siempre nos ha unido la escritura)a partir de ahí, nos sentamos a trabajar. Cada una escribió un poema y luego lo envió por mail a otra, quien, al recibir el texto, lo tomó como propio, es decir lo modificó, o se inspiró para agregar y quitar, o hizo uno nuevo y volvió a mandarlo por mail a la tercera, quien hizo lo mismo, unió dos poemas para hacer uno o, tomo unos versos y cambió todo lo demás y así siguió la ronda, con nuevos poemas que seguían transformándose en un largo ida y vuelta de mails y algunas reuniones.

Cuando ya estábamos casi conformes, decidimos publicarlo, entonces nos contactamos con la ilustradora… ella leyó y lo disfrutó y propuso ideas y lecturas que nos llevaron a repensar los poemas… ahora jugábamos con palabras, con ritmos, con colores y formas, ahora éramos cuatro que, con formación distinta, con estilos diferentes, nos encontrábamos en un espacio común con la idea de armar un libro.

La escritura surgió del trabajo colectivo, cada aporte de cada una sirvió de base para un nuevo aporte; una construcción común pensada desde la cooperación…

En puntos suspensivos sigo pensando y preguntándome si este no es el único modo en que se construye lo verdaderamente auténtico.

SIN ZAPATOS TAPA-baja (1)

SIN ZAPATOS TAPA-

 

 

 

Tecnología en el Aula ¿Por qué la uso?

Tags

La primera respuesta podría ser otra pregunta:¿por qué no?

Desde que recuerdo cada nuevo dispositivo que aparece viene acompañado de defensores fanáticos y detractores a ultranza (¿Apocalípticos o Integrados?)

cada nuevo dispositivo o nueva tecnología trae también grandes reflexiones acerca de la función de la escuela… aunque más no sea por esto: ¡Bienvenida seas Tecnología!

Celebro la posibilidad de pensar y repensar las prácticas docentes, ya que en el momento en  que me siento cómoda con el modo de trabajar en el aula, me enojo con esta comodidad… mi comodidad implicaría que dejo de ver qué es lo que el otro está buscando, que dejo de motivar el aprendizaje para dárselo ya pre cocido…

El mundo cambia, los alumnos van cambiando, nosotros cambiamos… La escuela sigue con la pretensión de que el saber es uno solo y ese saber justo lo tiene el docente… ¿Qué se enseña en esa escuela? y no me refiero solamente a los contenidos en sí. ¿Qué enseñanza le dejamos a nuestros alumnos si les hacemos creer que la escuela es una carrera y que al final de la meta se termina todo? ¿quiénes somos si realmente creemos tener todas las respuestas?… Probablemente seamos obsoletos si creemos eso…

Uso la tecnología en el aula porque me ayuda a ser más pequeña, porque no tengo  tengo todas las respuestas, pero estoy dispuesta a trabajar buscando respuestas,  caminos y compañeros… porque lo más lindo del camino es el poder compartirlo